Debido a las medidas Covid-19, las agencias de transporte no pueden garantizar la entrega en 24 horas.

>> Debido a las medidas Covid-19, las agencias de transporte no pueden garantizar la entrega en 24 horas <<

Item(s)
  • Subtotal
  • Gastos de Envío
  • Total

Isomalt

El Isomalt es un sustituto del azúcar con propiedades únicas que lo hacen ideal para hacer decoraciones

Azúcar Isomalt para repostería

En la cocina de repostería moderna hay ingredientes que se transforman en recursos valiosos que no deberíamos dejar pasar. El azúcar Isomalt es uno de ellos, un elemento al cual le sacaremos mucho partido. Este es uno de los azúcares de repostería más utilizado en las recetas dulces.

¿Qué es el azúcar Isomalt?

También conocida con su nombre técnico: isomaltosa hidrogenada, este tipo de azúcar es un disacárido cuyo descubrimiento se llevó a cabo en los años 60. No obstante, hasta la década de los años 90 no recibió su aprobación para ser utilizado en cocina, ya que antes no se habían descubierto sus capacidades. En la actualidad es uno de los edulcorantes más populares y es costumbre usarlo en repostería y pastelería. También se usa como sustituto del azúcar debido a sus propiedades, siendo similar en dulzor, pero no elevando los niveles de azúcar, insulina y ni siquiera afecta a la salud dental.

¿Cómo trabajar el azúcar Isomalt?

El uso de azúcar isomaltosa es muy frecuente y será algo a lo que le cojamos el gusto a medida que lo vayamos aplicando, sobre todo por sus beneficios a la hora de ingerir después los dulces. Para usarla solo tenemos que derretirla y trabajar con ella antes de que se endurezca por completo.

Se convertirá en nuestro mejor recurso para moldear y realizar dulces de formas artísticas en las que podamos dar rienda suelta a toda nuestra creatividad.

¿Cómo derretir el azúcar Isomalt en una olla?

Podemos derretir y cocer el azúcar Isomalt en una olla al fuego. El método para derretir en la olla es muy sencillo. Solo tenemos que poner el azúcar en la olla y encender el fuego de forma que alcance un nivel de temperatura de 180 ºC. Eso hará que el azúcar se disuelva de forma completa. Luego tenemos que apartar del fuego y dejar reposar un poco.

Cada fabricante especifica el uso del isomalt en su producto.